Tortiglioni con salchichas

Tortiglioni con salchichas

Lo bueno de la pasta es su versatilidad, la cantidad de recetas que puedas hacer es directamente proporcional a los ingredientes de tu nevera. Casi cualquier cosa vale, da resultados y llena la panza. Ahora que en este país está la moda de ir contra los carbohidratos la pasta es el enemigo a batir (cuando le cuentas esto a un nutricionista italiano se descojona en tu cara y te contará cosas tan raras por aquí de cocinar al dente, indice glucémico y nada de salsas de mierda…) , pero o no te crees este tema o eres italiano, como yo, hoy una receta fácil, muy fácil y que parece que eres un napolitano de pura cepa.

Las salchichas es un recurso de comida rápida que si es de calidad no desmerece, os recomiendo ir a vuestras carnicería de cabecera y comprar unas de calidad, lógicamente nada de envasadas ni cocidas, siempre frescas, a las malas unas longanizas, también podéis usar unos chorizos criollos.

Podéis usar la pasta que os apetezca, yo he usado tortiglioni, en general a esta receta le pega la pasta corta, pero tampoco hay que fliparse. Usad la que os mole, mientras sea buena.

Dificultad

Para memos.

Ingredientes

  • Salchichas (16 unidades)
  • 1 cebolla
  • 2 dientes de ajos
  • 500 gr. de tomate triturado natural
  • Laurel
  • Vino blanco ½ vaso
  • ½ vaso de agua
  • Aceite
  • Sal
  • Pimienta
  • Orégano
  • Albahaca

Lo primero es empezar por el principio, casi siempre, si os apetece sacar las salchichas de la tripa, quedan como pequeñas bolitas o albóndigas. También podéis dejarlas tal como vienen.

Dora las albóndigas en una cacerola baja, sácalas y reserva. Dora el ajo y la cebolla, vierte el vino y el tomate, salpimienta y pon la hoja de laurel, cuando la salsa esté casi apunto pon las salchichas y cocínalas 10 minutos. Pon el orégano y la albahaca al gusto.

Prepara la pasta como diga el fabricante, al dente. Cuando esté vierte en la cacerola y pon un poco de agua de cocer la pasta, da un hervor justos y sirve. Yo pongo un rallador para el queso y el molinillo de la pimienta para que cada uno termine el plato al gusto.

Marida pintiparadado con un vinazo tempranillo



Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.